“Se podría esperar algo diferente, donde los empleados más jóvenes o con menos experiencia hayan madurado o hayan comenzado sus primeros trabajos en un entorno remoto”, dijo. «Pero no encontramos nada parecido». El estudio también encontró una estrecha correlación entre el rigor de una política específica de regreso a la oficina y sus efectos en los trabajadores, dijo Van Dijcke. La política de Apple de un día por semana produjo los cambios más pequeños en su fuerza laboral, provocando una disminución de alrededor del 4% en los empleados senior como proporción del grupo total. Por el contrario, el requisito interno de tiempo completo de SpaceX provocó una disminución superior al 15%. Van Dijcke, que también trabaja en la división de análisis de riesgos de Ipsos Public Affairs, dijo que había varias razones posibles por las que más trabajadores tecnológicos de alto nivel podrían irse. Otro estudio, señaló, rastreó dos oficinas de la misma empresa, ubicadas a pocas cuadras de distancia, y encontró que los empleados obtuvieron diferentes beneficios al trabajar de forma remota y en la oficina.